top of page

Los elegidos para desconectar

Esta semana viajo a mi safe place y quería compartir con vosotros los libros que me voy a llevar para estos días.


El Camino del Artista es el que tengo empezado. Lo empecé la semana pasada tras varias recomendaciones de mi hermana y, por ahora, quiero acabarlo. Debo confesar que no me parece para tanto y no acabo de entender el enorme número de ediciones que ya lleva publicadas y vendidas.


El Taller de Narración Fotográfica lleva esperando en mi estantería varias semanas por una razón muy pensada: este viaje. Me parece súper interesante, muy completo y creo que voy a aprender muchísimo. Es puramente didáctico, pero precisamente ese es su punto fuerte. Ya he echado alguna ojeada que otra, pero conteniéndome porque quiero disfrutarlo en aquel rincón personal del ático.

Hace unas semanas compré en La Central la conversación de Isabel Coixet en la edición especial llamada Archivo de Creadores. Días después descubrí que es una producción que también ha sido realizada en formato audiovisual (disponible en Amazon Prime Video) y este libro es la transcripción de esa conversación. Me he visto tentado de ver la conversación, porque es más rápida de consumir, claro está. También porque hay otros creadores protagonistas en este contenido que me llaman mucho la atención. Sin embargo, ha llegado el momento. Llega el momento de volverme a embriagar por la figura de Isabel Coixet.


Adiós, Pequeño es uno de los últimos que han llegado a casa. Me confieso un admirador de Màxim Huerta por todo lo que ha conseguido, por sus decisiones, por su sinceridad y por lo que está viviendo en casa actualmente con el Bona Vesprada. Gracias a la editorial Planeta podré vivir su nueva historia. He visto la sinopsis y me ha generado un interés muy importante. Estas próximas semanas van a para degustarlo tranquila, suave y felizmente.


Una vida prestada ha llegado esta misma mañana. Y lo ha hecho firmando a la perfección los tiempos. Si hubiera llegado mañana, tristemente, se hubiera quedado en tierra. Vivian Maier es una de mis referentes recientes que han llegado para quedarse. Cuando la descubrí me maravilló porque vi que, sin querer, estaba haciendo algo que otra persona. Otra persona que, además, guardaba una historia muy curiosa. Al escribir estas líneas tengo alguna que otra duda, debo reconocerlo, pero más adelante escribiré. Este libro va a ser uno de los que le tengo muchas ganas.

3 visualizaciones

Entradas Recientes

Apagarse

Las personas, fallecen. Los hierros, se oxidan. La lágrima, cae. La estufa de leña, pierde su estado candente. La comida, caduca. Tu cabello, o bien se cae, o blanquea. El sol, con nubes, se esconde.

8 diferentes lugares para leer

Leer en casa, en una biblioteca o en el metro, puede estar bien. Pero a veces quizás sea necesario ir un paso más allá para hacer algo alejado de lo habitual. Algunos lugares diferentes para leer: Un

Ese tipo de personas

Personas que salen hablando en las fotos. Personas que no se callan en una sala de cine. Personas que se gastan 1.000 euros en su teléfono y la app de 4'99 les parece cara. Personas que "Yo no soy hom

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?
bottom of page