top of page

Qué asco me dais

En apenas dos días me he visto ante dos situaciones que me han indignado, enfadado y violentado a partes iguales. Situaciones de racismo, de actitudes rancias, inexplicables, y que generan una sensación de violencia interna demasiado alta como para dejarlo pasar.


Me encontraba comiendo con dos familiares en un restaurante. Casi al final, antes de irnos, un hombre llegó a la barra para pedir una copa. Que un tipo como ese pidiera una copa a las 16:00 de la tarde ya dice mucho de qué tipo de vida tiene. Bueno, pues le hablaba a la camarera con un desprecio incompresible. La camarera era asiática y la pobre no decía nada, pese a que, evidentemente, le estaba entendiendo. Luego, llegó otra mujer a la barra y el hombre, metiendo mierda, sin más, le dijo a la mujer que el café que iba a pedir no se lo hiciera la camarera, que no sabía hacerlo, que no se enteraba de nada. Este caso lo dejo sólo en el racismo que vomitaba aquel ser despreciable, ya que luego pensé que, quizás, también tenía cierto tinte de machismo. Qué asco de persona.


Al día siguiente, mientras esperaba en un comercio cerca de casa, esperando para recoger mi cena en un local de kebabs, vi cómo un hombre (de nuevo hombre, vaya) hablaba con el mayor de los desprecios al propietario del local, increpándole, metiéndole prisa, exigiéndole mayor rapidez. Un tipejo cuyo aspecto llamaba a todo menos a la calma mental y personal, despreciando al pobre hombre que pasa casi 13 horas diarias en el comercio y todo para cenarse su kebab de 6 (putos) euros. Un hombre despreciable exigiendo por una cena que, por muy buena que pueda estar, no deja de ser basura, primero, y popular, segundo.


Dos casos de racismo que me violentaron, que me hicieron ver desde la distancia la mierda de sociedad que existe. Que no sea lo que predomina (por suerte, o al menos donde suelo estar), no quiere decir que no exista. Estos dos tipejos, estos dos mierdas, además de gentuza y racistas, son escoria y están ahí fuera, exigiendo a otros que le solucionen la mierda de vida que, seguramente, tienen.


Qué asco me dais.

18 visualizaciones

Entradas Recientes

Cuando hace unas semanas me enteré de que Martí Perarnau volvía a ofrecernos su particular trabajo sobre la figura de Pep Guardiola, algo interesante nació dentro de mí. Si juntas un periodista con un

Esteban. Escritor. Aprendiz. Community Manager. Adulto. Fiel. De las mías, de los míos. Primo. British lover. Hijo. Fotógrafo. Diferente. Justo. Defensor ante injusticias. Lector. Soñador. Racional. H

Siempre he sido defensor de Twitter, ahora X, pero me temo que ahora su defensa se complicada. Cada vez más. Mi experiencia con esta red social ha pasado por muchísimas etapas desde 2009, cuando inici

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?
bottom of page