Arriesgar


Acabé asumiendo que no había otra.

Una vez a Barcelona.

Todavía recuerdo sus atardeceres por el Gótic.

Tenía respeto (que no miedo) a volar. Estuve en Londres.

Lo hice acompañado.

Creé un podcast.

Era un viejo deseo.

Dirigí mi vida al fútbol y al community management.

Necesitaba hacerlo.

Creé un canal de YouTube.

Fue una salida del armario tras años detrás de un avatar.

Me he enamorado varias veces.

Viví sus mejores momentos. Sufrí sus peores consecuencias.

Acepté trabajar en grandes medios de comunicación.

Todavía no he asimilado muchas de esas etapas.

Quise ver mi nombre publicado en un periódico de papel.

Ese número brilla en el cajón del estudio.


Y todavía sé que los mayores riesgos, las mayores decisiones, están por venir.

0 visualizaciones

Entradas Recientes

Hace unos días busqué en Twitter a una antigua youtuber porque quería conseguir el nombre de uno de sus proyectos porque en su día me resultaba de mucho interés. Y, de repente, hice un viaje al pasado

En los últimos años he escuchado muchísimas veces que los móviles están destrozando las relaciones sociales. Si sumas esa frase a una imagen, por ejemplo, en un vagón de metro en el que todos están in

La fotografía siempre ha estado presente en mi vida. De forma directa o secundaria, pero siempre estaba de pie en una esquina esperando su momento. Desde hace unos años, más. Cuando estudié Producción

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?