¿Debe irse Pep Guardiola?

El futuro de Pep Guardiola es tendencia en las últimas semanas en Inglaterra. La dinámica irregular de los azules celeste en la ciudad de Manchester ha generado alguna duda y muchos debates. La eterna y morbosa polémica. Uno de estos temas, la figura de Guardiola.

Muchos están poniendo en duda su continuidad. La irregular temporada 2019/20 en términos ligueros y el complicado objetivo de ganar la Champions League están en boca de todos. Da la sensación que esta temporada un doblete doméstico no sería suficiente, y muchos quieren centrar todo en la figura del técnico catalán del Manchester City.

Dos principales corrientes en las últimas semanas: un supuesto interés del Bayern en recuperarle como entrenador y una supuesta cláusula secreta en su contrato desvelada por The Times por la que podría dejar el club al final de la presente temporada si así lo deseara. Respecto al interés bávaro, rumores, nada concreto más allá. Respecto a la hipotética cláusula, el propio Guardiola desmintió en rueda de prensa que fuera tal, que existiera esa posibilidad.

Guardiola ha afirmado en más de una ocasión que está muy feliz y cómodo en este Manchester City. Y no es para menos. Un megaproyecto que le facilita todas las herramientas de trabajo necesarias, que le facilita cualquier tipo de inversión monetaria, que tiene unas de las mejores instalaciones del país. Un megaproyecto, como digo, a la altura de muy pocos clubes en todo el mundo. “Este club es la hostia”, le confesó en voz baja a Laporte cuando éste firmó por el Manchester City. Guardiola sabe dónde está y lo que tiene.

Pero, ¿debe irse Pep Guardiola? La presente, la campaña 2019/20, es la cuarta temporada como entrenador de los Sky Blues. Oficialmente, ya es su etapa más longeva como técnico en un mismo club y eso subraya lo expuesto anteriormente sobre las facilidades que tiene para que su trabajo se pueda llevar a cabo de la mejor de las formas.

Es cierto que sólo tiene un ‘pero’, sólo tiene una barrera, sólo tiene una muralla que derribar, un logro por desbloquear: la Champions League. Guardiola entró (como muchos otros entrenadores) en la historia del fútbol ganando el máximo campeonato continental cuando era técnico del Barcelona. Ahí creó las bases de su historial, de su filosofía de éxito como entrenador. Aquella etapa marcó un exigente inicio profesional en los banquillos que muchos, desde entonces, le recriminan para intentar echar por tierra su labor. Pero objetivamente parece cierto. Él mismo lo ha afirmado. Ganar la Champions como técnico del Manchester City es una de sus metas y es su gran reto antes de una hipotética salida del club.

Es por ello que parece ser que no estaría (al menos a priori) entre sus planes abandonar el club. Casi como reto personal, casi como obligación para devolver toda la ayuda, cariño, respeto, que ha recibido en estos casi 4 años desde su llegada a Manchester. Por comodidad en el día a día, por las herramientas que tiene y, a nivel personal, por el reto de ser campeón de Europa con este Manchester City.

Pese a rumores de clubes interesados (que podrían encajar, eso sí), pese a noticias sobre su contrato (que él mismo ya ha negado dando la cara), parece que no estaría entre sus planes a día de hoy dejar el club. Quiere seguir compitiendo, quiere seguir ganando, y quiere aspirar a volver a tocar la gloria dorada del cielo europeo como técnico del City.

Un reto mayúsculo, ilusionante y exigente a partes iguales, pero ganar la Champions League es seguramente su mayor deseo, meta y reto a nivel personal y colectivo. Por lo tanto, no. No debería irse (por ahora) del Manchester City.

Entradas Recientes

Ver todo

Sergio Ramos: llámenlo como quieran

No se llama Gareth, ni tampoco Eden. Es español, no extranjero. Y, sobre todo, recibe una permisividad mediática que todavía sigo sin entender. O más que no entenderlo, intento asimilarlo dentro de un

¿Por qué nadie se acuerda de Mohamed Salah?

Mohamed Salah es una realidad que se ha ido contrastando cada vez más en los últimos años. Su explosiva primera temporada en el Liverpool no fue fruto de la casualidad. Ni la segunda, ni la tercera, n

¿Qué le pasa a Harry Kane?

El Tottenham fue protagonista del pasado mercado de fichajes de forma secundaria. Una forma secundaria porque se convirtió en uno de los grandes focos sin actor principal. Ni ficharon grandes jugadore

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?