¿Será un fracaso si el PSG no gana la Champions?


Ha arrancado la Champions League 2021-22. Creo que lo sabías, pero por si acaso aquí estamos para recordártelo. Un campeonato esperado como cada año que tiene un menú degustación, eso sí, muy diferente, con cambios espectaculares y con unos platos novedosos que harán las delicias de los millones de comensales que esperaban con ansia el momento del pitido inicial.

Quiero hablar del Paris Saint-Germain, de sus fichajes y de su favoritismo en esta edición de la Copa de Europa. Aunque, también, es importante hablar del hipotético escenario de su derrota, de su eliminación si llegara a ocurrir.

El PSG ha firmado a Leo Messi y ha retenido a Kylian Mbappé para este curso. Serían los dos principales titulares, los dos productos estrella de su escaparate. Pero también llegaron jugadores como Sergio Ramos, Donnarumma, Achraf o Wijnaldum que se unen a otras estrellas como Neymar, Di María, Verratti o Keylor Navas. Un auténtico equipazo se mire por donde se mire. Desde arriba, desde abajo, desde el frontal derecho o desde el lado izquierdo. Incluso si adquirimos un dron e intentamos jugar con planos espectaculares seguirá siendo un proyecto que (al menos) llama la atención como pocos.

Pero ¿será suficiente? ¿Será este curso el definitivo para verles levantar la Champions League? Lo tuvieron más cerca que nunca en 2020, pero sucumbieron.


Hay algo que sí tengo muy claro. Ocurra lo que ocurra, pase lo que pase, acabe como acabe todo, habrá excusas. Tanto si ganan como si pierden, ya hay dos corrientes populares preparadas para lanzar sus respectivos mensajes con el contexto elegido.

Es demasiado sencillo y aburrido. Por eso quería expresarlo y escribir sobre ello ahora, en septiembre, cuando quedan meses todavía para que ocurra. Y lo digo, porque sé qué va a pasar.


Quiero reflexionar, a nivel personal, sobre qué pasaría si el PSG no gana este año la Champions League, pero antes dejadme que os diga lo que pasará. Sí, es un spoiler, pero tampoco hay que ser demasiado inteligente (por eso lo de que es aburrido) para anticiparse a lo que ocurrirá.

Si gana el Paris Saint-Germain, la Copa de Europa el discurso de los entendidos del sofá será que, evidentemente, "Cómo no van a ganar con ese equipazo", "Ya era hora, después de tantos fracasos" y "Con todo el dinero del mundo, yo también gano". Es de libro.

Si no ganan, lo más evidente, esperado y demencial. "Otro fracaso más", "Increíble que con ese equipo sean incapaces" y "Que se retiren ya los de Qatar".


Os he hecho el spoiler porque el nivel de los expertos en redes que hablan de todo, absolutamente todo, es así de esperado. En sus respectivas vidas no sé cómo les irá, pero en Internet saben de todo, y evidentemente creerán tener razón pase lo que pase con el PSG porque, claro, lo dirán cuando se defina el futuro de los parisinos, y no ahora.


Ahora, mi opinión.


Si gana el PSG, será un éxito. ¿Cómo no va a ser un éxito proclamarse campeón de Europa? Lo será de forma rotunda y objetiva. Ahora bien, habrá matices y argumentos que entrarán dentro del hipotético posterior análisis.

Pero, ¿qué ocurriría a la inversa? Es aquí hasta donde quería llegar. No. No sería un fracaso. No lo sería porque ha quedado demostrado que ganar la Copa de Europa es uno de los éxitos más trabajados, complicados y duros de conseguir. Sólo el histórico Real Madrid de hace unos años con Zidane y Cristiano Ronaldo fue capaz de conseguir ganar varias veces seguidas el torneo. Nadie antes lo había conseguido. Eso habla muy claramente de la dura competencia del campeonato.


Entonces, evidentemente, no se puede hablar de fracaso si el PSG no gana porque el nivel de sus competidores es enorme. Me resulta gracioso y cómico (incluso me da cierta pereza) cómo se desvirtualiza todo.


Evidentemente, haber fichado a Leo Messi da un gigantesco impulso al proyecto. Si a esto se le suman otros fichajes de primer nivel como los ya citado líneas atrás y las megaestrellas que estaban instaladas en el Parque de los Príncipes, claro, es imposible no pedirle o esperar grandes cosas a este equipo. Es la realidad. Negarlo sería algo así como la ignorancia en su máxima potencia. Negar algo así sería un terreno acotado a necios, incluso faltos de inteligencia o de razón. Y ni eso es bueno ni malo, pero su palabra sería muy (demasiado) cuestionable.


Un fracaso podría ser caer en la fase de grupos, o a la primera de cambios en el ámbito de las eliminatorias. Pero, ¿no ganar? ¿Sería un fracaso no ser campeón? Sería decepcionante, que no cumple expectativas, pero ¿fracaso? ¿Sabéis realmente lo que es fracasar? El fracaso es un concepto inventado con la misma base que el éxito, pero con tintes negativos, contrarios. Ambos fabricados en el mismo lugar, en el mismo origen, por los mismos generadores.

Un término para señalar a buenos y malos. Una palabra generada para marcar diferencias sociales. Así hemos crecido. Así nos han educado. No cumplir metas es fracasar, y así estamos, en una sociedad de gente que se siente fracasada cuando tropieza o cae porque simplemente no ha conseguido objetivos. Qué pena.

El PSG es favorito para ganar la Copa de Europa. Sin duda. Uno de ellos. Tienen un reto mayúsculo y el término 'fracaso' podría aparecer si se produjera un descalabro mayúsculo tal como caer a la primera. Y no porque sea un fracaso perder, sino porque evidentemente no se le puede pedir lo mismo al equipo parisino que al Sheriff FC, al Brujas o al Dinamo de Kiev. Tampoco debemos engañarnos a nosotros mismos pero, a partir de ahí, es una locura hablar de fracaso o éxito si se pierde o se gana.

Desde ese rotundo, bipolar e injusto punto de vista, todas las temporadas hay 31 equipos que fracasan en Liga de Campeones. ¿A que no estáis de acuerdo con esa afirmación? Ojalá estas líneas sirvan de algo para aquellos que hayan tenido el detalle de leerlas.

Entradas Recientes

Ver todo

Sergio Ramos: llámenlo como quieran

No se llama Gareth, ni tampoco Eden. Es español, no extranjero. Y, sobre todo, recibe una permisividad mediática que todavía sigo sin entender. O más que no entenderlo, intento asimilarlo dentro de un

¿Por qué nadie se acuerda de Mohamed Salah?

Mohamed Salah es una realidad que se ha ido contrastando cada vez más en los últimos años. Su explosiva primera temporada en el Liverpool no fue fruto de la casualidad. Ni la segunda, ni la tercera, n

¿Qué le pasa a Harry Kane?

El Tottenham fue protagonista del pasado mercado de fichajes de forma secundaria. Una forma secundaria porque se convirtió en uno de los grandes focos sin actor principal. Ni ficharon grandes jugadore

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?