¿Se atreverá Pep Guardiola?


El esquema de tres centrales con dos carrileros es trending topic en el fútbol europeo, y cada vez más se está expandiendo fuera del territorio insular británico. Cada vez son más los equipos que prueban, tantean, este estilo de juego que a primera vista puede resultar defensivo, reprimido, pero efectivo, victorioso. El último en unirse, en mostrarse en este tono, ha sido el Manchester City dirigido por Pep Guardiola. Fue ante el Real Madrid, en Los Ángeles, durante la International Champions Cup, y el resultado fue muy positivo. ¿Consecuencia del esquema, de los cambios, o una serie de catastróficas desdichas del conjunto de Zinedine Zidane?

El Chelsea conquistó la pasada edición de la Premier League en Inglaterra. Antonio Conte llegaba al país británico con un estilo conocido por su férreo control atrás, pero su efectividad arriba. Sin embargo, no mostró su gran baza hasta que la dinámica del conjunto Blue se vio contra las cuerdas. Fue en el Emirates, durante el descanso del Arsenal 3-0 Chelsea, allá por el pasado mes de septiembre. Un punto de inflexión que revitalizó el estilo del equipo, que otorgó un brillo innato a jugadores como Moses y Marcos Alonso en bandas, con Azpilicueta, Cahill y David Luiz de centrales, y que acabaría llevándoles hasta el éxito.

El Tottenham de Mauricio Pochettino fue el otro gran protagonista, el equipo que quiso plantarle cara al Chelsea por el título y sólo fue en las jornadas finales, en la recta final, cuando ya se veía línea de meta, cuando el físico no aguantó y le cedió el terreno definitivo a sus vecinos londinenses. Un conjunto Spur que también usó este ya famoso esquema con tres centrales. Vertonghen-Alderweireld-Dier, con Kyle Walker en derecha y Danny Rose (hasta su lesión de gravedad) y Davies. Lucharon, pelearon y plantaron mucha cara, convirtiendo White Hart Lane en un auténtico fortín de resultados positivos a sus intereses.

Más adelante, en la recta final del campeonato, cuando los resultados debían llegar sí o sí, cuando la exigencia era máxima, Arsène Wenger sería la tercera gran potencia en unirse a esta corriente futbolística en Inglaterra. No obtuvieron premio porque la dinámica negativa meses atrás acabaría sentenciándoles y dejándoles fuera de puestos de Liga de Campeones, pero el cambio de estilo fue totalmente efectivo. De hecho, el técnico francés afirmó recientemente que será su estilo de juego en el inicio de temporada liguera. Con Bellerín y Monreal en bandas, y el triple protagonismo de Koscielny, Mustafi y (seguramente) Gabriel Paulista, el esquema ya es una realidad en la frecuencia Gunner.

Y ahora, el Manchester City. Al menos en pretemporada, en una cita exigente como fue el enfrentamiento amistoso contra el Real Madrid. Kyle Walker en derecha y Danilo en izquierda (seguramente el puesto sea para Mendy, todavía no disponible), con Kompany-Otamendi-Stones como centrales. Y un resultado que puede llevar a cierto engaño, por ser verano, por valorarlo como la consecuencia del cambio, y no de otros factores. Lo importante es que Pep Guardiola ha dado el paso, dejando de lado su omnipresente estilo de toque en el que los centrocampistas eran la pieza clave y vital.

¿Será el Manchester City el siguiente equipo en unirse de forma "oficial" a este esquema de juego? ¿Será la clave para que aspiren al título liguero en Inglaterra la próxima campaña?

#PepGuardiola #PremierLeague #ManchesterCity #Fútbol #Análisis

Entradas Recientes

Ver todo

¿Por qué tantas críticas a la Premier League?

Ha vuelto a ocurrir. Con algo más de un mes para el final del mercado de fichajes, la Premier League vuelve a colocarse como la referencia a nivel económico y lidera la lista de desembolso monetario e

¿Puede ganar España el oro en Tokyo 2020?

España se estrenó en la gran cita deportiva del año. Tokyo acogerá durante las próximas semana la tan esperada edición de los Juegos Olímpicos de 2020 y la sección de fútbol masculino, evidentemente,

¿Te ha gustado este post?¿Te ha gustado este post?